El Gran Premio

Print Friendly, PDF & Email

¡Bienvenido al 1er “Café Con Dios” online: Un café para tu alma!


grand_prix.jpgQueremos que Dios nos dirija, que nos de un consejo para enfrentar los problemas que vivimos y queremos una respuesta express. Estamos acostumbrados a obtener todo “a mi manera”, “porque así lo quiero” y “a velocidad infinita”. Me encanta la película Regreso del Todopoderoso (Evan Almighty). En ella vemos a un hombre en el gobierno que quiere cambiar el mundo y le pide ayuda a Dios. Nunca imaginó que la respuesta de Dios fuera convertirlo en un tipo de Noe moderno pero esa fue su respuesta y funcionó, además de que en el proceso unió a su familia. Muchas veces la respuesta que Dios da a nuestras peticiones no es la esperada pero si es la que funciona.

En otras ocasiones tenemos un problema con esperar la respuesta. Tenemos tanta prisa y hay tantas personas a las que complacer, incluidos nosotros, que esperar no nos resulta atractivo. A mi me gustan las carreras de Fórmula1 y por mucho tiempo mi vida fue como una de ellas. Siempre envuelto en actividad, sin un segundo que perder y jugándonos todo con tal de llegar a la meta primero. Como si fuera una broma, yo quería que Dios me hablara de esa manera. -Señor contesta mi oración, pero hazlo pronto porque necesito seguir con lo demás, no hay tempo que perder.

Un tiempo después de estar buscándole con esa actitud tuve un dialogo con Él. En mi corazón escuché que me decía:

– Tu dices que eres como un auto de Fórmula1 ¿cierto?

Yo contesté: Si, me creaste para la velocidad, ¡para vivir al límite!

– ¿Y cuánto dura una carrera de Fórmula1? (como si Dios no lo supiera)

Menos de dos horas.

– ¿Y cada cuando corren?

Cada dos semanas.

– O sea que corren menos de 2 hrs. cada dos semanas. ¿Y el resto del tiempo que hacen?

(Ya sabía hacia donde iba esto) Se preparan, revisan cada detalle minuciosamente, hacen mejoras, ajustes, entrenan, en fin todos los preparativos para la gran carrera.

– ¿Así que eres como un Fórmula1?

El punto es este: ¿Cuánto tiempo pasamos en el taller antes de salir a la gran carrera? Si para un Gran Premio de F1 que dura menos de 2 horas se invierten mucho más de 10 días y millones de dólares, ¿cuánto más debemos invertir nosotros (que en mi caso no tengo millones de dólares) en el taller del maestro si queremos ganar “El Gran Premio de Nuestra Vida? ¿Cuántos años vivió José antes de ser el Gobernador de Egipto? ¿Cuántos años vivió Moisés antes de ser el libertador de Israel? ¿Cuántos años vivió Jesús antes de entregar su vida por nosotros?

Cuando le pedimos consejo a Dios, Él nos responde aunque no siempre de la manera que esperamos, en el momento que queremos ni de la misma manera que a otras personas. Dios sabe como hablar a cada persona de manera que le entendamos. A algunos les ha hablado a través de una planta en llamas, a otros a través de sueños, incluso en la Biblia a un hombre le habló a través de un burro. Podemos escuchar su voz en una iglesia, en un concierto o en una playa, donde quiera que prestemos atención y por supuesto la mejor manera de escucharle es a través de su Palabra. Te invito; lee su palabra, conócele, confía en Dios, está atento a su respuesta y ¡no tengas prisa! Siempre llega a su tiempo.


Lectura: Isa.55:6-13

FacebooktwittertumblrmailFacebooktwittertumblrmail